Opinión: La nueva normalidad en el mundo del espectáculo y la vida diaria

Opinión: La nueva normalidad en el mundo del espectáculo y la vida diaria

por 30/07/2020

Mucho cambió en el mundo del espectáculo desde el inicio de la pandemia pero, ¿lo que creemos como normal es correcto o no? ¿Cómo cambiarán las producciones y las personas?

Comenzaré diciendo que cuando pensamos en la palabra “normal” asimilamos que es algo que “está bien”, y creo estamos muy equivocados en este concepto, pondré algunos ejemplos: es normal que el staff se alimente mal, es normal que el staff sea relegado, es normal que el artista pida caterings impresionantes y la mayoría de las veces se desperdicien, es normal que el artista pida riders impresionantes y carísimos sin que le importe si el promotor saldría con los costos.

Todo esto era normal, obvio si lo vemos desde esta perspectiva claro que no está bien, y podría seguir con cientos de ejemplos de éstos mas creo que quedó claro mi concepto que lo normal no es que esté bien.

¿Cómo considero cambiará la industria de eventos después de esta pandemia?

Comenzando por los artistas, ellos tendrán que bajar sus costos (honorarios), tendrán que bajar el costo de sus producciones drásticamente, ¿por qué? Los números no darán. Me refiero a que los venues tendrán menos aforo y de ahí comienza la cadena de ganancias.

Los artistas tendrán que buscar nuevas formas de promocionarse y tendrán que volverse más terrenales, recordemos que el artista se debe a su público y en los últimos años ellos se consideraban intocables e inalcanzables, no sé si por conciencia o por fuerza. Creo ahora que convivirán más con sus fans y los no fans.

En cuestión de producción, yo vengo de la parte donde se usaban PAR 64, fresneles, elipsoidales, dimmers y, bueno, había eventos con pocos o con muchos. Después llegó la era de las robóticas y también se comenzó con pocas cantidades.

Ahora ya es irrisible e incosteable muchas veces la cantidad de lo que se pide, así mismo con el tamaño de las pantallas de LED (no me mal interpreten, entiendo muy bien los conceptos de diseño de escenarios, iluminación, etc.) mas creo en el concepto que no es mejor el que más tiene, si no el que más hace con menos, y yo creo esta tendencia se verá clara en las grandes giras que bajarán sus producciones y replantearán sus conceptos.

No quiere decir que demeritará el espectáculo, quiere decir que tendremos que sacar aún mas imaginación y creatividad. Si existira venta de nuevos productos o no depende de varios factores y esto es de conciencia de los diseñadores y de qué tanto presupuesto tengas ahora para la producción que saldrá de gira, ¿por qué? Las casas de renta aún no devienen los productos que tienen y han estado detenidos por 4 meses al menos, más lo que falta, no tienen dinero para invertir y no creo que lo hagan a menos que las ganancias de la nueva gira lo ameriten.

También creo, y espero que no, cuando comience a haber más conciertos entre las compañías (si no se ponen de acuerdo) va a ser una carnicería de precios y arrebatarse los trabajos que esto no ayudará en nada a nadie, mejor será viajar con producciones accesibles y cobrar razonable para que esto vuelva a ser un negocio para todos y no malbaratar los precios de renta.

Claro que todos quisiéramos tener la última luminaria o equipo en nuestras producciones pero… o una de dos: el equipo es lo suficientemente disruptivo para pagar por él, o las casas de renta te darán un extra  por llevarte el equipo de más antigüedad del inventario que tienen en sus bodegas. Creo así serán las nuevas producciones y el modelo a seguir (ya sucedia, pero ahora será más claro).

¿Qué quisiera que hayamos aprendido de todo esto ?

Todos somos seres humanos y debemos de cuidarnos entre todos, nada más valioso que la vida y la salud, preocuparnos que comamos sanamente y dignamente, hacernos conscientes de que debemos de tener seguros médicos, de vida etc. Los que estamos en esta industria me queda claro que estamos porque amamos lo que hacemos, es la única forma de aguantar este trabajo.

También sé que primero nosotros mismos debemos ser conscientes y de preocuparnos por nosotros, pero a la vez cuidar de nuestro medio ambiente, de las personas alrededor, no desearle mal a nadie, ser conscientes de que todo lo que hacemos crea un efecto de ola que aunque no creamos afecta a personas en otros continentes y ese efecto nos llegará un dia de regreso. Un ejemplo claro, yo hablo mal de una fábrica de iluminación o de una luminaria, si al final del día esas luminarias se dejan de vender afectas a las personas que trabajan en la fábrica en Europa y aparte afectas a las personas en la manufactura en China (me refiero que afectas a vidas humanas, independiente de lo económico para las fábricas).

No te digo que aceptes todo, lo único es que seamos conscientes de cómo nos expresamos de los demás y las demás cosas, acepta el producto que te guste, con el que te sientas mejor, recomiéndalo siempre con honestidad no por conveniencia, simplemente no hables mal del otro.

Afectados por esta pandemia ya estamos todos, unos más que otros, ¿qué nos queda? Salir adelante ayudándonos unos a otros. Extraño el viajar, extraño estar frente a frente con mis amigos de otros países y continentes, algunos ya no están, espero verlos pronto a todos a los que nos toca quedarnos y por lo menos en mí cambiaron más cosas. Crecí y me he vuelto más humanista, mucho más consciente de mis responsabilidad para con todo y todos. Repito: es nuestra responsabilidad el cuidarnos y cuidar de los demás. A nosotros nos dejan un mundo, ¿qué mundo queremos dejar a los que vienen?


Leer tambiém:

image